Información de pretemporada

/Información de pretemporada

Información de pretemporada

Boletín Peligro de Aludes

Emitido el 25/11/2016

Desde el lunes hasta la madrugada del jueves, nos han cruzado varias líneas frontales atlánticas que han descargado cantidades importantes de precipitación en todo el Pirineo. Durante la mayor parte del episodio, el viento ha soplado fuerte de sur, y la cota de nieve se ha mantenido alta y más especialmente en Aran y toda la vertiente norte (22-2400 m). Por la tarde del miércoles, la depresión situada en la Península Ibérica se ha desplazado hacia el Mediterráneo, llevando aire más frío en altura y haciendo girar el viento a levante. La cota de nieve se ha desplomado hasta por debajo de los 1500 m. En las 72h del episodio, la estación automática de Bonaigua ha acumulado 165 mm de precipitación y 40 cm de nieve nueva mientras que en Sasseuba se han acumulado 11 mm y 20 cm de nieve nueva. Los espesores hoy a las 8h son de 40 cm y 30 cm respectivamente.
Con esta nevada, de nieve muy densa, el manto empieza a ser posible deslizarse por encima de los 2000 m en terreno sombrío (donde ya había nieve previo a este episodio) y herboso (para no dañar los esquís!). Tenemos noticia de algunas pequeñas placas naturales y en estos primeros días después de la tormenta pueden haber acumulaciones de nieve bajo collados, crestas y partes altas de canales que todavía pueden permanecer inestables.
Pendientes de los mapas del tiempo que traigan nuevas y significativas nevadas para empezar la temporada de predicción de aludes con la emisión de boletines periódicos, mantenemos las recomendaciones de pre-temporada.

Escenario de pretemporada

Mientras el manto de nieve se va estableciendo cabe esperar encontrar espesores mayores en cotas altas y zonas umbrías, pero por debajo del umbral suficiente para poder esquiar (con garantías razonables) o que se puedan producir aludes de tamaño suficiente para enterrar a una persona en terreno abierto . Hay que tener cuidado cuando nos encontramos en terreno innivado asociado a una trampa del terreno: una canal puede recoger la nieve de una zona más ancha y dar lugar a una avalancha que nos arrastre, en un barranco encajado muy poca nieve puede ser suficiente para producir un depósito de avalancha suficientemente grande para enterrarnos, o una pequeña purga puede hacernos mucho daño si nos desequilibra sobre unos acantilados.
Con la llegada del invierno, si salimos estos días en la alta montaña, debemos tener presente los peligros asociados con el frío y la escasez de horas de luz. Hay que planificar bien las salidas contando con ello y poner el chip invernal al hacer la mochila. Esta deberá incluir crampones y piolet si pensamos acceder a las partes altas y nevadas, ropa de abrigo y algún sistema para poder pedir ayuda si vamos en zonas sin cobertura de móvil.
También vale la pena aprovechar estos días para revisar nuestro material de seguridad, poner pilas nuevas en el DVA y hacer las primeras prácticas. Si la pala es de plástico, el DVA no es de 3 antenas o la sonda es corta (menos de 240 cm) o frágil, quizás hay que incluir estas cosas en la carta a los Reyes Magos …
Esperamos poder sustituir pronto esta información para un boletín anunciando la primera situación de aludes!

Cara N Llança. Foto: Nacho Morales

Boletines anteriores

2016-11-25T10:14:14+00:00 25/11/2016|

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies